logo

blanco

NEOPLASIA INCIPIENTE DE CUERDA VOCAL

Definición: Es un crecimiento anormal de tejido nuevo localizado a nivel de la cuerda vocalpudiendo ser canceroso (maligno) o no canceroso (benigno).

Se considera que el cáncer incipiente de cuerda vocal aparece asociado normalmente al consumo abusivo de tabaco y/o alcohol, que se desarrolla sobre una displasia ya instaurada y, que normalmente surge a partir de una laringitis crónica.

Puede localizarse en cualquier zona de la cuerda vocal, puede ser unilateral o bilateral y, normalmente presenta síntomas parecidos a los de una  laringitis crónica.

Leucoplasia-en-cuerda-vocal -azda-pg-184 Tumor-amioeloide-de-cuerda-vocal-izda
Leucoplasia en cv izquierda   Tumor amieloide en cv izquierda

Las laringitis crónicas se presentan normalmente en formas simples, en las que solo se aprecian fenómenos de congestión de la cubierta de las cuerdas vocales; aunque en ocasiones se muestran en formas más evolucionadas llamadas Leucoplasias, en las cuales la inflamación es mayor, pudiendo aparecer áreas de la cubierta vocal engrosadas y, con una coloración blanquecina.

Estas lesiones inicialmente son benignas, pero en determinadas circunstancias pueden sufrir cambios degenerativos a nivel celular, denominas atipias celulares o Displasias y, consideradas lesiones premalignas o precancerosas.

Tipos de Displasias:

Las displasias se clasifican, según “Kleinsasser”, basándose en la extensión de la lesión, en:

  • Estadio I: displasia simple
  • Estadio II: displasia moderada
  • Estadio III: displasia severa
  • Carcinoma “in situ”

La correlación es, que a mayor grado de displasia mayor probabilidad de evolucionar a un carcinoma y, la realidad es que si estas lesiones no se tratan siguen progresando haciendo desaparecer el espacio de Reinke y, evolucionando hacia un carcinoma micro-invasivo.

La frecuencia con que una laringitis crónica sufre una degeneración maligna es difícil de determinar, pero la realidad es que una laringitis con displasia tiene una gran probabilidad de convertirse, con el tiempo, en un Carcinoma Laríngeo. De esto se deriva la importancia de realizar un control estricto de los pacientes que presentan este tipo de patologías.

Tipos de Carcinomas

Existen diferentes Carcinomas Laríngeos, aunque el Carcinoma Epidermoide constituye el 90% de todas las neoplasias malignas laríngeas.

Según su localización pueden clasificarse en:

  • Cáncer intrínseco. Se desarrollan sobre las cuerdas vocales.
  • Cáncer extrínseco. Se desarrolla en otra porción de la laringe.

Su sintomatología será diferente en función de cual sea la localización concreta de la lesión.

Síntomas

El 80% de carcinomas se inician en las cuerdas vocales, por lo que es muy normal que se produzca una alteración de la voz.

Los síntomas varían en función de la localización y extensión de la lesión:

  • Ronquera o disfonía. Cuando la neoplasia es extrínseca, no producen síntomas tempranos de la laringe, porque no interfieren para nada con la voz.
  • Dolor. Es un síntoma tardío en carcinomas extrínsecos, pero en otros casos y debido a la ulceración, pueden presentar dolor cuando ingieren frutas ácidas,  bebidas muy calientes, etc.
  • Disfagia. Cuando infiltra a la hipofaringe o esófago.
  • Disnea. Cuando infiltra a la hipofaringe o esófago.
  • Pérdida del apetito.
  • Pérdida de peso.
  • Aliento fétido.
  • Debilidad general progresiva.

Pruebas de diagnóstico

El diagnóstico de la neoplasia de cuerda vocal lo llevará a cabo el médico Otorrinolaringólogo y/o el médico Foniátra, siendo muy importante que realice una riguoosa Anamnesis o estudio de la historia clínica del paciente, que incluirá preguntas sobre los síntomas, como son:

  • Tipos de síntomas.
  • Momento de aparición.
  • Intensidad de los síntomas. 
  • Presencia de otros síntomas.
  • Afectan o no en el desarrollo de la vida cotidiana del paciente, etc.

El estudio se complementará mediante una serie de pruebas de diagnóstico endoscópicas laríngeas, llevadas a cabo por el médico Otorrinolaringólogo y por el medico Foníatra, como pueden ser:  

  1. Laringoscopía indirecta.
  2. Laringoscopía directa. Mediante el empleo de un  fibroscopio flexible de fibra  óptica, aunque en ocasiones no es posible obtener una buena imagen de la extensión del tumor. En estos casos se pueden solicitar otras pruebas radiológicas.
  3. Videoestroboscopía. Es una nueva técnica que utiliza un equipo de estroboscopia, para hacer un análisis más preciso de la actividad del tejido endolaríngeo durante  la fonación.
  4. Tomografía Computarizada (TAC). Permite no sólo estudiar el tejido blando, sino también el hueso y el cartílago que forman la laringe.
  5. Resonancia Nuclear Magnética (RNM). Proporciona un excelente medio para valorar los tejidos blandos de la endofaringe.
  6. Radiografía Contrastada de la hipofaringe, para el diagnóstico de los tumores  grandes.
  7. Biopsia. Se realiza para un diagnóstico definitivo del tumor, mediante laringoscopia indirecta o directa y, con anestesia local o general.

Tratamiento

a. Tratamiento no quirúrgico

Incluye:

  • Tratamiento farmacológico, que se establecerá en función del resultado anatomopatológico y de la ubicación concreta de la lesión.
  • Higiene vocal adecuada, siendo fundamental abandonar el consumo de tabaco y/o alcohol.

b. Tratamiento quirúrgico

Existen diferentes alternativas quirúrgicas de la neoplasia incipiente de cuerda vocal y, será el médico ORL-Fonocirujano, quien después de haber realizado un correcto diagnóstico, determine  la cirugía más adecuada para cada caso:

b.1. MICROLARINGOSCOPIA

Consiste en realizar una biopsia, si existe sospecha de malignización de la lesión.

b.2. MICROCIRUGÍA INSTRUMENTAL CON DECORTIZACIÓN


Se realiza una decortización de cuerda vocal con láser o radioterapia, según la gravedad y extensión de la lesión..

Es necesario seguir un  reposo vocal absoluto y obligatorio de 1 semana, posterior a la cirugía.

Es fundamental, que el Logopeda lleve a cabo después de la cirugía una Reeducación vocal con la “técnica tipo Sándwich”, que consiste en realizar una rehabilitación vocal pre y post-operatoria, considerándose imprescindible para que los  resultados de la microcirugía sean satisfactorios.

JoomShaper